Muchas instituciones se preguntan el porqué de los bajos niveles de satisfacción que existen entre los usuarios, las quejas que reciben se convierten en motivo de desmotivación por parte de los empleados y generan un ambiente negativo en las áreas de servicios de las instituciones. El problema parte de que en gran medida, las instituciones no se preocupan por entender las áreas críticas que generan los niveles de insatisfacción.  Propraxis pone a su disposición un servicio en el que no solo se analizan las áreas claves a mejorar sino  que además se trabaja para rediseñar  un producto o servicio que se adecue a las necesidades de los usuarios y que genere niveles más elevados de satisfacción.